Las pinturas ecológicas ¿Qué son? Características

Las pinturas ecológicas ¿Qué son? Características

Información interesante sobre las pinturas ecológicas.

La evolución de la tecnología, se pone de manifiesto también en las pinturas ecológicas utilizadas para revestimiento de techos o paredes, cuando se realizan reformas o rehabilitaciones.

El mercado ofrece pinturas ecológicas que aportan mayor durabilidad, resistencia y sencillez en la aplicación de las mismas. La influencia de los problemas medio ambientales, ha generado que la industria procure crear pinturas de base agua.

Razón de ello, son las sustancias sintéticas que componen las pinturas convencionales o sintéticas, que contienen derivados del petróleo.

Para conseguir este producto tan benéfico en reformas o rehabilitaciones, y utilizado de forma tan amplia como responsable por pintores profesionales, la industria ha reducido la cantidad de sustancias que por ser químicas, no tienen las ventajas de las pinturas ecológicas.

Para confirmar que su elaboración es tal, deben contar con “etiqueta ecológica” que certifique su calidad y composición.

Pinturas ecológicas que son

Ventajas de las pinturas ecológicas

  • No contienen sustancias nocivas para la salud ni el medio ambiente.
  • Evitan la contaminación del aire a diferencia de las pinturas tradicionales.
  • Disminuyen la toxicidad
  • No son fabricadas con derivados del petróleo

Clases de pinturas ecológicas

Se clasifican en dos grupos, dentro de las fabricadas como pinturas ecológicas y son:

  • Pinturas ecológicas de origen vegetal

Elaboras con aceites, almidones, resina y ceras, son hasta hoy menos desarrolladas en la industria de la pintura. Factibles de adaptarse cuando se añade colorantes, si los mismos son de origen vegetal. Su característica tiene que ver con la constitución, que favorece el aroma agradable por sus materiales. También la resistencia es un factor preponderante y muy útil en reformas.

  • Pinturas ecológicas de origen mineral

Entre sus propiedades que destacan en las pinturas ecológicas están sus componentes de origen mineral, que pueden ser:

Pinturas ecológicas con base de Arcilla

Pinturas ecológicas con base de Arcilla: formada por arcilla natural, caseína vegetal y arenas de mármol. Su color no es ocre como se puede deducir, sino blanco, permite pigmentos minerales y amplía las posibilidades en la paleta de colores. Puede tener incluso aromas naturales y se usa en interiores.  Por su nombre, la tendencia es a imaginarlas de color atezado o bien bien amarillento, pero al estar compuesta sobre todo por arcilla blanca natural, arenas de mármol y caseína vegetal, su color propio es el blanco.

Como es natural admite la adición de pigmentos minerales para lograr la paleta de color deseada. Su empleo más recomendable es en interior y de qué forma curiosidad, admite la adición de aromas naturales.

Menos desarrolladas desde el punto de vista comercial, se componen fundamentalmente de resinas, aceites, almidones y ceras, a los que se añade pasta colorante también de origen vegetal.

Estas pinturas ecológicas son resistentes a todo tipo de lavado, son pinturas transpirables, y evidentemente, por su constitución ofrecen siempre el agradable aroma de los materiales que componen estas pinturas.

Pinturas ecológicas con base de Silicatos

Pinturas ecológicas con base de Silicatos: realizadas mediante la fundición de vidrios reciclados, aumenta la resistencia de la pintura ecológica, siendo aplicada tanto en interior como exterior. Su duración también es notable, ya que todavía se conservan fachas pintadas con este tipo de componentes y que pertenecen al siglo XIX.

Los que habitúan a lograrse a través de un proceso de fundición de vidrio reciclado. Su característica más reseñable es su resistencia, lo que las hace capaces para exterior y asimismo interior, y aunque su composición ha evolucionado, existen fachadas que aun se conservan pintadas con pintura al silicato desde finales del siglo XIX.

Por si no fuera suficiente son completamente impermeables, lo que las hace capaces para baños y cocinas, y al tiempo transpirables con lo que no se restringe el flujo natural del vapor.

En reformas y rehabilitaciones y trabajos de pintores, son usadas para cocinas o baños por ser impermeables, que resiste el vapor de agua.

Pinturas ecológicas con base de Cal

Pinturas ecológicas con base de Cal: especial para pintar interiores, por su blanco considerado de alta pureza. Se puede mezclar con pigmentos que son naturales y amplían la paleta de colores. Compuestas con aditivos naturales y cal hidráulica, son fungicidas y bactericidas.

Habitúa a estar compuesta de encalado en polvo logrado por la mezcla de cal hidráulica y aditivos naturales no orgánicos. Se trata de una pintura recomendable sobre todo para interiores, aunque se usa además para exteriores en el caso de restauraciones.

Da un blanco de alta pureza y deja añadir pigmentos naturales no orgánicos específicos, para la obtención de una paleta extensa de color.

Es una pintura absolutamente transpirable, es aséptica, es desinfectante y además fungicida.

Principales ventajas de las pinturas ecológicas

Las pinturas consideradas ecológicas están compuestas por materias primas naturales de origen vegetal y/o mineral. Carecen de substancias perjudiciales, como los biocidas o bien bien plastificantes, y su impacto medioambiental es muy inferior al de los productos sintéticos, basados en derivados del petróleo.

Conforme una investigación, los impactos ambientales de una pintura mineral ecológica de silicato en un periodo de cincuenta años son “notablemente inferiores” a los de una pintura plástica. El estudio, realizado en una casa de doscientos metros cuadrados, descubrió que la pintura de silicato ahorra 12 julios de consumo energético, ochenta m³ de emisiones, 100 litros de aguas residuales, ciento setenta litros de restos sólidos y 560 kilogramos de dióxido de carbono.

Estas pinturas ecológicas son capaces de crear una importante capa porosa mediante la que transpiran las paredes del hogar, lo que nos evita la formación de grietas y todo tipo de desconchados motivados por la condensación.

Principales ventajas de las pinturas ecológicas

El funcionamiento de estas pinturas ecológicas es simple.

Crean una importamte capa porosa por la que transpiran las paredes. Gracias a esta característica, el vapor y la humedad son evacuados al exterior sin obstáculos y no se forman condensaciones entre la capa de pintura y la superficie del soporte, “lo que habitúa a generar desconchados”.

Al mantener los tabiques secos y transpirables, se evita la formación de hongos y bacterias, lo que garantiza paredes más higiénicas y una duración mayor de la pintura en buen estado.

Pero esta tendencia a agregar substancias sintéticas se ha invertido con el tiempo, debido a las evolución de la conciencia medioambiental de la sociedad. Por esta razón, la industria ha tendido a reducir la cantidad de substancias químicas que componen las pinturas, imponiéndose en el mercado familiar las pinturas de base agua.

“etiqueta ecológica” ECOLABEL

En Europa, esta tendencia acabó favoreciendo la aparición de la llamada “etiqueta ecológica” ECOLABEL, la que, a pesar de ser un logro en la industria de las pinturas, es algo “ilusoria”, y explico por lo siguiente:

  • La utilización de substancias peligrosas para la salud y el medio ambiente.
  • La polución del aire, con respecto a una pintura frecuente.
  • Los restos peligrosos.
  • La emisión de Compuestos Orgánicos Volátiles (COV) y asimismo Hidrocarburos Aromatizados Volátiles.

Por lo tanto, lo que apunta la etiqueta es que se ha rebajado la toxicidad de la pintura pero no que sea ecológica. Para ser llamadas pinturas ecológicas no pueden estar fabricadas con derivados del petróleo, y no deben contaminar el medio ambiente ni durante su proceso de fabricación, ni durante y después de su aplicación ni en las operaciones de desecho del material.

¿Y qué pinturas no emplean derivados del petróleo y no son tóxicas?

¿Y qué pinturas no emplean derivados del petróleo y no son tóxicas?

Existen dos clases en dependencia del origen de sus componentes principales: las de origen mineral y las de origen vegetal. Ciertas de ellas emplean substancias minerales y vegetales al tiempo, pero se clasifican en un tipo o bien bien en otro en función de las substancias que predominan.

La falta de una regulación recomendable deja que se llamen como “ecológicas” una serie de pinturas que muy probablemente no lo sean, aunque quizás lo sean algo más que otras a las que sustituyeron.

El tema es complejo y en el instante de escoger pinturas ecológicas debemos ser realmente exigentes.

Ejemplo de de qué forma una pintura aparentemente mejor puede continuarse siendo problemática es lo mostrado por alguna investigación sobre la presencia de compuestos como los emisión de PGEs (propileno glicol y éteres de glicol) en pinturas al agua y barnices. Substancias que aparecían asociadas a determinados inconvenientes como alergias y asma infantil a pesares de ser empleadas como substitutas de otras que se tenían por más problemáticas.

El tema es complejo y en el instante de escoger pinturas ecológicas debemos ser realmente exigentes.

En el mercado de venta al público, hay que tener precaución al adquirirlas porque se pueden encontrar algunas, que no son ecológicas como puede suponerse al comprarlas.

Muchas de las cuales poseen las etiquetas pero su coste es menor, determinando su falsificación. Aun así es de destacar que este tipo de pintura ecología, siempre será de menor toxicidad que las sintéticas.

La industria prevé que saldrán a la venta pinturas, que no serán toxicas y si muy beneficiosas para el medio ambiente.

+ INFO: Vídeos sobre la pintura ecológica